Sociedad Española de Médicos de Residencias

La Sociedad Española de Médicos de Residencias identificada mediante las siglas SEMER, es la encargada de desarrollar una labor de atención a personas ancianas dentro de instituciones públicas o privadas que requieran el servicio de estos profesionales en el campo de la salud. Descubre todo sobre ella a lo largo de la lectura de este post.

El SEMER

Esta sociedad nace de la importancia que tiene la asistencia médica oportuna en personas de la tercera edad y ancianos que ven desmejoradas sus condiciones físicas con el paso de los años, lo que les impide valerse por sí mismos.

El SEMER es una sociedad científica cuyos miembros son médicos interesados en desarrollar su labor profesional al servicio de residencias que sirven de albergue para ancianos tanto de carácter público como privado.

Se trata de un grupo de pacientes cuya atención tiene cierta complejidad, no solo por el hecho de que para el adecuado tratamiento de sus dolencias es necesario poseer conocimientos clínicos específicos, sino también hacer uso de diferentes habilidades para llevarles a una condición ideal dentro del ambiente residencial que se encuentran.

La atención geriátrica está conformada por más de 150.000 en diferentes centros, es necesario que el médico se traslade hasta el lugar para proporcionarles los cuidados que cada uno de ellos requiere a fin de brindarles calidad de vida, sin que deban movilizarse hasta un hospital o cualquier otra institución de salud a menos que su condición sea realmente grave.

La Sociedad Española de Médicos de Residencias desempeña un papel importante dentro de la sociedad; pues no solo está integrada por profesionales capacitados en el campo de la geriatría, sino que a su vez asume el compromiso de brindar sus servicios a todo tipo de centros que sirvan de albergue para las personas ancianas.

En el SEMER se realizan encuentros y reuniones como programas de formación continua para que sus médicos miembros se mantengan en una preparación continua acorde con los avances tecnológicos experimentados y en función de las necesidades y exigencias de la colectividad a la cual sirven, realizando una labor que en ocasiones es insuficientemente valorada.

Humanización de la medicina geriátrica

La atención geriátrica es prioritaria porque es normal envejecer y se debe garantizar el derecho que tienen este tipo de pacientes en el ámbito sanitario.

Tratar como es debido a las personas mayores no solo es un deber, sino un asunto de humanización de la medicina geriátrica, lo que ha sido considerado por personalidades célebres a lo largo de los años como es el caso de Hipócrates; en cuanto a la relación médico-paciente.

Esto implica que siguiendo la tradicional concepción hipocrática de que los pacientes y sus familias deben tener absoluta confianza en el profesional que les atiende, este facultativo debe gozar no sólo de autoridad sino también de respeto.

Para los profesionales que son parte del SEMER la humanización es indispensable en su trabajo; algo que han mantenido como lema desde sus casi 20 años de creación.

El SEMER no solo es un organismo que apoya al médico sino que también se mantiene en trabajo coordinado con otras instituciones de salud y centros de acogida de los ancianos; para que siguiendo un programa de labores conjuntas le brinden calidad de vida a uno de los grupos más vulnerables.

Cabe destacar que gracias a la presencia de los médicos del SEMER que atienden diferentes residencias geriátricas se reduce el trabajo en hospitales y otros centros de salud; su trabajo es multidisciplinar y encomiable, siendo vital  su presencia para resolver situaciones leves que no ameriten el traslado del anciano; lo que en muchas ocasiones desmejora como consecuencia su condición física y emocional.

Anualmente se realiza un encuentro nacional de los médicos residentes que son parte del SEMER, con el fin de abordar perspectivas como avances en atención integral del anciano, la comunicación con su familia y el establecimiento de un mejor entorno para que este tipo de paciente pase los últimos años de su vida con la mayor calidad posible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.